'Somos una e-commerce que volamos aviones'


"En easyJet no nos vemos como una aerolínea sino como una e-commerce que volamos aviones", ha afirmado el director general de la low cost británica para España, Portugal y Países Bajos, Javier Gándara, sustentando esta aseveración en el hecho de que la facturación anual de la compañía es de 6.000 M y su página web es la tercera de una aerolínea con más visitas anuales de todo el mundo. Nos basamos principalmente en el modelo de precios dinámicos, ya que lo óptimo es tener, mínimo, una ocupación del 90%, agregando que, en
este sentido, "somos una start-up de más de 20 años que continúa con la cultura de la innovación". De hecho, anualmente celebran el Innovation Day.

Gándara fue uno de los exponentes en el Aula Internacional de Innovación Turística de ESADECREAPOLIS que celebra la escuela de negocios con campus en Barcelona y Madrid, en esta oportunidad, en la capital catalana. El directivo ha afirmado que en los próximo cinco años prevén un crecimiento de una media anual del 7%. También ha comentado que aún hay posibilidad de generar nuevo negocio, pero de momento no se plantean vuelos de largo radio. EasyJet: Somos una e-commerce que volamos aviones. 

 
 

Por otra parte, considera que, pese a lo que se piensa, "nuestros competidores son TAP o British Airways, no Vueling o Ryanair, ya que somos muy grandes en Europa, la primera compañía en Reino Unido, y volamos ya desde hace mucho tiempo en aeropuertos principales. Realmente la competencia está en cada aeropuerto. Las bases de sus beneficios Para poder generar el máximo de beneficios, el director de esayJet en España, Portugal y Países Bajos, ha explicado en ESADE que se centran en cuatro pilares: la alta utilización de activos. Esta línea se observa en la programación de sus aviones de 11 a 12 horas al día, comenzando lo más pronto posible comercialmente y alargando al máximo teniendo siempre en cuenta la seguridad, allado de un alto factor de ocupación y la desagregación de servicios -del todo incluido, al todo excluido, explica-, para lo que se han apoyado, desde 2008, en un acuerdo con Amadeus y otros portales, pasando del tradicional modelo de venta directa de las lowcost, a uno híbrido. El segundo pilar es la innovación, "y nuestra obsesión va orientada en que volar sea más fácil y accesible. El modelo de lowcost puro permitía precios bajos, pero siempre hemos creído que se podía llegar a más pasajeros, complicando el modelo lowcost, como hemos hecho, dice. Por último, para easyJet, cada reserva es venta: parte de nuestro modelo se basa en que las reservas no son reembolsables y prácticamente todo lo cobramos con tarjeta, lo que hace que tengamos una tesorería envidiable, ha explicado, sentenciando el modelo lowcost de easyJet, en sus años de existencia, siempre ha tenido beneficio.